V Domingo de Cuaresma


V Domingo de Cuaresma

Honor y gloria a ti, Señor Jesús.
El que quiera servirme, que me siga,
para que donde yo esté,
también esté mi servidor.
Honor y gloria a ti, Señor Jesús.                Jn 12, 26


Según san Juan, en el evangelio de hoy, oímos de algunos griegos que habían llegado a Jerusalén pidiéndole a Felipe si podían ver a Jesús. Jesús responde explicando si el grano de trigo sembrado no muere, queda infecundo, indicando porque Él tiene que morir. San Juan sigue con la declaración de Jesús: “...Él que me sirve será honrado por mi Padre.” Oímos a Jesús reconocer su temor pero lo que va pasar es precisamente para esto que ha venido. Luego se oyó una voz. Jesús dice que la voz no es para asegúralo a Él pero para los demás y que el juicio del mundo llega.


¿Cuándo has tenido que dejar de hacer lo que tú quieres o deseas para ser fiel al Evangelio? ¿Cuándo en tu vida has dicho: “Quiero ver a Jesús” y explorado este pensamiento? ¿Si fueras unos de los que oyó la voz, como lo interpretaras?

                        http://motivacaodedeus.blogspot.com/2011/05/sao-lucas-24-13-35.html

Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿Cómo demuestras tu fe en Dios?

XVI Domingo Ordinario

El Primer Domingo de Adviento