III Domingo de Cuaresma


III Domingo de Cuaresma  
R. Honor y gloria a ti, Señor Jesús.
Tanto amó Dios al mundo, que le entregó a su Hijo único,
para que todo el que crea en él tenga vida eterna.
R. Honor y gloria a ti, Señor Jesús.                   Jn 3, 16


En el evangelio de hoy, según san Juan, encontramos a Jesús entrando al templo y ve a los vendedores. Con enojo, Jesús hace un látigo y comienza a limpiar el templo de los vendedores.

¿Por qué se enojó Jesús? ¿Hay otras veces donde se enoja? ¿Cuándo te enojas, es por una buena razón? ¿Qué haces cuando te enojas? ¿Qué sientes cuando lees este evangelio? ¿Cómo respondes a estos sentimientos?
Toma tiempo hoy a rezar/conversar con Dios acerca de lo que te hace enojarte y por qué y qué puedes hacer al respecto.



                                                                    kentwarrenmcdonald.com

Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿Cómo demuestras tu fe en Dios?

XVI Domingo Ordinario

El Primer Domingo de Adviento