I Domingo de Cuaresma

 

I Domingo de Cuaresma





Tú eres mi Dios y en ti confío.
“Puesto que tú me conoces y me amas, dice el Señor,
yo te libraré y te pondré a salvo.
Cuando tú me invoques, yo te escucharé,
y en tus angustias estaré contigo,
te libraré de ellas y te colmaré de honores”. 
Tú eres mi Dios y en ti confío.                            De Salmo 90

Santo Evangelio: Lucas 4, 1-13

¿Qué significado tienen las tres tentaciones de Jesús?

Este domingo encontramos a Jesús en el desierto. Ha sido bautizado y el Padre lo ha declarado su Hijo. El Espíritu lo lleva ahora al desierto. Él ayunará por "40 días" (40 en las Escrituras significa mucho tiempo. Jesús probablemente comerá muy poco durante este tiempo) y luego confrontará al Diablo quien le presentará tres tentaciones: desafiando a Jesús a hacer pan con piedras para alimentar su hambre; desafiando a Jesús a tomar posesión del mundo y todo lo que puede ofrecer si lo adora; y el desafío final es que Jesús pruebe que es el Hijo probando a Dios.

En respuesta, Jesús demuestra su fe en Dios al confiar en Él para que lo alimente; en la segunda tentación la respuesta de Jesús se trata de confiar en su Padre y no de obtener poder; La tercera respuesta de Jesús es que Él entiende completamente quién es Él ante Dios y que no debe ser probado. El diablo lo deja por ahora.

Nuestras tentaciones provienen de desear cosas o personas que ganan nuestra atracción. Tenemos que estar atentos y conscientes de los vicios y la santurronería junto con nuestros deseos humanos de ganar poder mientras lastimamos a los demás. Si lo que deseas causará caos para ti o para otros, esta necesidad no es de Dios. Lo que te trae paz a ti y a los demás es de Dios.

¿Cómo has sido tentado? ¿Cómo has combatido la tentación? ¿Cómo has ayudado a otros a manejar a las tentaciones?

Busca la guía de buenos amigos o un guía espiritual que te ayude a comprender las posibles tentaciones que te enfrenta en tu vida y como combatir a las tentaciones. No te lo sabemos todo. Caminamos juntos para ver el rostro de Dios.


imagen de: http://combonipca.org/?p=1880

Comentarios

Entradas más populares de este blog

Toda la tierra ha visto al Salvador

XVI Domingo Ordinario

V Domingo de Cuaresma Lecturas para Año C