miércoles, 14 de noviembre de 2018

XXXIII Domingo Ordinario

XXXIII Domingo Ordinario

Enséñanos, Señor, el camino de la vida.
Enséñame el camino de la vida,
sáciame de gozo en tu presencia
y de alegría perpetua junto a ti. 
Enséñanos, Señor, el camino de la vida.               Salmo 15

En el Evangelio del próximo domingo, según san Marcos, oímos lo que veremos buscar cuando el fin del mundo estar cerca. Quizás con las noticias de los fuegos, terremotos, derrumbes y matanzas creemos que el fin del mundo está cerca en hoy día. La verdad es que cada día puede ser nuestro último día en este mundo y necesitamos prepáranos para encontrarnos con Dios. 

Muchas veces nos confiamos que mañana habrá tiempo para cualquier cosa y todavía necesitamos hace esto o el otro, no tengo tiempo para ir a la iglesia o ayudar a mi vecino porque necesito trabajar u otra razón. Y uno puede tener buenas razones, al mismo tiempo, hacemos tiempo para las fiestas o salir de vacaciones sin problemas. En otras palabras, para hacer las cosas del momento que nos trae un momento de felicidad. No es decir que no debes hacer estas cosas sino reflejar que a veces el momento o recuerdo de estas cosas nos deja sintiendo que nos falta algo o más bien alguien. Este alguien es Dios que nos da Su paz y bendición.


¿Cuáles son tus esperanzas en tu vida? ¿Cómo las logras? En examinarlas, ¿Te quitan un tiempo exagerado de tu familia, amigos o relaciones con otros? ¿Quieres ser el más rico en el cementerio? ¿Dónde encuentras a la esperanza y fideicomiso cuando todo está en caos? ¿Qué crees que Dios te esta llamado a en esta lectura?

                                                  https://www.taringa.net

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

IV Domingo de Adviento

IV Domingo de Adviento Señor, muéstranos tu favor y sálvanos. Escúchanos, pastor de Israel; tú que estás rodeado de querubines, manifié...