Entradas

Mostrando las entradas de septiembre, 2020

"Amigo, yo no te hago ninguna injusticia...¿Qué no puedo hacer con lo mío lo que yo quiero?"

Imagen
Para el 20 de septiembre

Bendeciré al Señor eternamente.
El Señor es compasivo y misericordioso,
lento para enojarse y generoso para perdonar.
Bueno es el Señor para con todos
y su amor se extiende a todas sus creaturas.
Bendeciré al Señor eternamente.Salmo 144Santo Evangelio: Mt 20: 1-16
Frase Clave: "
Amigo, yo no te hago ninguna injusticia...¿Qué no puedo hacer con lo mío lo que yo quiero?"En el Evangelio del día, Jesús nos cuenta la parábola de los trabajadores del viñedo. Los trabajadores que llegaron a trabajar primero esperaban a ganar más porque los que llegaron a la ultima hora ganaron el sueldo para trabajar todo el día. En nuestra mente, quizás pensamos que esto sería justo. ¡Pero no es así! Ganan lo mismo y se quejan. Pero el dueño los amonesta porque ellos comparan lo que han ganado (lo que les había prometido) con los que trabajaron menos. Como dueño, él puede hacer lo que quiere con su dinero, y no debería haber envidia o celos por su generosidad.Así es Dios con todo…

Como se debe de perdonar

Imagen
Para el 13 de septiembre
Santo Evangelio: Mt 18: 21-35Frase Clave: "Pues lo mismo hará mi Padre celestial con ustedes, si cada cual no perdona de corazón a su hermano’’.El Señor es compasivo y misericordioso.
El Señor no nos condena para siempre,
ni nos guarda rencor perpetuo.
No nos trata como merecen nuestras culpas,
ni nos paga según nuestros pecados.
El Señor es compasivo y misericordioso. Salmo 102
El Evangelio de este día habla de la necesidad del perdón. No es fácil perdonar. Pues ciertas heridas siguen aplastando el corazón. Hay personas que dicen: “Yo perdono, pero no olvido” Rencor, tensiones, discusiones, opiniones diferentes, ofensas, provocaciones dificultan el perdón y la reconciliación. La respuesta de Jesús a la pregunta de Pedro (en la parábola de perdonar sin límites) es decir que no hay limite a cuantas veces nos debemos de perdonar y reconcilia con otros. Formula de reconciliación: Reconocer que has pecado, confiésalo, pedir perdón y has reparación con Dios y luego c…

"Pues donde dos o tres se reúnen en mi nombre, ahí estoy Yo en medio de ellos".

Imagen
Para el 6 de septiembre Señor, que nos seamos sordos a tu voz.Hagámosle caso al Señor, que nos dice:
“No endurezcan su corazón,
como el día de rebelión en el desierto,
cuando sus padres dudaron de mí,
aunque habían visto mis obras”. 
Señor, que nos seamos sordos a tu voz.Salmo 94


Santo Evangelio: Mt 18, 15-20Frase Clave: "...pues donde dos o tres se reúnen en mi nombre, ahí estoy yo en medio de ellos’’.El evangelista hoy nos habla de la corrección fraterna y de la importancia de reunirse en el nombre del Señor. Porque allí donde dos o tres se reúnen Él está presente.El apoyo de Dios se puede reconocer cuando uno ora solo. Puedes sentir la presencia de Dios en tu ser. Al mismo tiempo, cuando nos juntamos a orar con otros, cada uno trae su voz en petición para uno al otro. Así podemos encontrarnos juntos con Dios