lunes, 23 de septiembre de 2019

El hombre rico y Lázaro.


XXVI Domingo Ordinario


(1b) Alabemos al Señor, que viene a salvarnos.
El Señor siempre es fiel a su palabra,
y es quien hace justicia al oprimido;
él proporciona pan a los hambrientos
y libera al cautivo.
Alabemos al Señor, que viene a salvarnos.          Salmo 145

El domingo próximo, según el Evangelio de san Lucas, Jesús nos cuenta del hombre rico y Lázaro. El rico tuvo todo y Lázaro nada. Jesús no le da nombre al rico, pero al hombre pobre lo llama Lázaro. En la tradición, el nombre del rico es Epulón. El nombre Lázaro significa “el ayudado por Dios”.  Encontramos este nombre otra vez en la historia de la resurrección de Lázaro, amigo de Jesús y hermano de Marta y María.

¿Cuántas veces pasas al pobre y no le prestas atención ni ayuda? ¿Quién es el pobre que necesita tu compasión y ayuda? ¿Cuáles situaciones puedes cambiar con tus acciones para que la justicia y el amor sean prioritarias en tu vida?
                       https://neoatierra.blogspot.com/2010/05/el-hombre-rico-y-lazaro.html

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¿Cómo demuestras tu fe en Dios?

XXIX Domingo ordinario Aleluya, aleluya. La palabra de Dios es viva y eficaz y descubre los pensamientos e intenciones del corazón....